Desvelando a Jesús: La Fascinante Tipología Cristiana en el Antiguo Testamento

tipologia-cristiana-en-el-antiguo-testamento

La “tipología” implica el estudio e interpretación de tipos y símbolos (comparar Números 21:6-9 con Juan 3:14-15). Es fundamental no considerar los símbolos como la realidad misma, a diferencia de la perspectiva del judaísmo. Estos símbolos son representaciones de una realidad espiritual, no más (Hebreos 8:5, Hebreos 9:9-10, Hebreos 10:1). Por ejemplo, aunque los sacrificios de animales en el Antiguo Testamento no tenían el poder de redimir (Hebreos 10:4), eran símbolos que apuntaban hacia el sacrificio del Señor en la cruz, con una perspectiva dirigida hacia el futuro. En el Nuevo Testamento, el pan y el vino en la Cena del Señor no otorgan salvación en sí mismos, pero son representativos de ese sacrificio con una perspectiva que se dirige al pasado. Cristo trasciende las imágenes limitadas del Mesías presentes en el Antiguo Testamento, siendo la realidad que cumplió y superó esos símbolos.

Algunos ejemplos:

  • Como Adán, Cristo sería la cabeza de una nueva humanidad (un concepto Se le conoce como “cabeza federal” o “personalidad corporativa”, 1ª Corintios 15:20-23). Como Abel, Cristo moriría injustamente.
  • Como Noé, Cristo sería un predicador de la justicia” según 2ª Pedro 2:5 (Génesis capítulos 6-9, Isaías 54:9, Mateo 24:36-39, Lucas 17:26-27, 1ª Pedro 3:20-21, 2ª Pedro 2:5, 2ª Pedro 3:3-7), pero lo que haría Cristo es Proteger a la gente de la ira de Dios.
  • Como Abraham, Cristo se centraría en el reino venidero. Abraham era El amigo de Dios (2º Crónicas 20:7b, Isaías 41:8b, compárese con Juan 15:13-14) y el padre de la fe (Génesis 15:6, Romanos 4:11-12, Gálatas 3:6-7, Hebreos 6:13-20, Hebreos 11:8-12, Santiago 2:23).
  • Como Isaac, El hijo de la promesa que fue ofrecido como sacrificio por su padre; Jesús es el Hijo unigénito de Dios que fue entregado por nosotros (Génesis 22:1-19, Juan 3:16, Romanos 8:32, Hebreos 11:17-19).
  • Como Jacob en Peniel, luchó con Dios y obtuvo una bendición; Jesús es el que se sometió a la voluntad de Dios y recibió su aprobación (Génesis 32:22-32, Mateo 26:36-46, Hebreos 5:7-10).
  • Como Raquel, que murió al dar a luz a Benjamín cerca de Belén y fue llorada por Jacob, es una figura de Cristo, que también murió por amor y dio vida a su pueblo (Génesis 35:16-20).
  • Como José, vendido por sus hermanos y exaltado en Egipto, es una figura de Cristo, que también fue rechazado por su pueblo y glorificado entre las naciones. José perdonó a sus hermanos y los salvó del hambre (Génesis 45:1-15, 50:15-21).

El Antiguo Testamento señala la necesidad de un sacrificio para expiar el pecado (Génesis 3:21, Adán y Eva), subrayando que sólo un sacrificio aceptable sería suficiente (Génesis 4:3-5, Abel). La divinidad de quien ofrecería el sacrificio se revela en la historia de Abraham (Génesis 22:13-14), y la exigencia de pureza se destaca con el cordero de Pascua sin mancha (Éxodo 12:5, comparado con 1ª Corintios 5:7). Además, los métodos del sacrificio se describen detalladamente en pasajes como Salmo 22, Zacarías 12:10 e Isaías 53:3-12. A lo largo de estas narrativas, se evidencia que Dios es el Salvador que busca, como se ilustra en Génesis 3:9 y en las parábolas de Lucas, capítulo 16.

Es importante aclarar que un tipo se define por el testimonio del Nuevo Testamento. Solo si los escritores inspirados por el Espíritu Santo dicen que algo es un tipo, lo aceptamos como tal. Por ejemplo, en Mateo 12:39-40, Jesús aplica explícitamente un tipo del Antiguo Testamento: “Él les contestó: —La gente malvada y adúltera pide una señal milagrosa; pero no se le dará otra señal que la del profeta Jonás. Pues así como Jonás estuvo tres días y tres noches en el vientre de un gran pez, así también el Hijo del hombre estará tres días y tres noches en lo profundo de la tierra”. Aquí, Jesús se refiere a Jonás 1:17, donde se muestra que Jonás fue un tipo de Cristo al estar tres días en el pez. No podemos considerar otros símbolos como tipos, porque eso sería forzar el texto bíblico. Por ejemplo, Mateo dice que Israel fue un tipo de Cristo cuando cita a Oseas 11:1 y lo aplica a Jesús en Mateo 2:15. Entonces, reconocemos que Israel fue un tipo de Mesías en ese aspecto. Pero si alguien afirma ver un tipo en otra imagen del Antiguo Testamento sin confirmación del Nuevo Testamento, eso no es válido.

De este modo, los tipos de Cristo en el Antiguo Testamento son una forma de ver cómo Dios preparó el camino para la venida de su Hijo al mundo. Estos tipos nos muestran diferentes aspectos de la persona y la obra de Jesús, y nos ayudan a entender mejor su misión y su amor. Al estudiar estos tipos, podemos apreciar más la unidad y la coherencia de la Biblia, y la sabiduría y la gracia de Dios.

 

Entrevista con José Pablo, director de Buenas Noticias TV:

https://youtu.be/jyJTvw-d5yM?si=7AvtYY9IfAadQvO6

Artículo escrito por: Andrés Díaz Russell

Coordinador del programa

“ALGO DIOS VA A HACER”

Youtube: https://youtube.com/@algoDiosvaahacer

Loading

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like