¿Por qué vino Jesús a la tierra? | Parte 1

Libro, CÓMO LLEGAR A SER UN CRISTIANO VERDADERO.

¿Qué diría usted si, al caminar por una acera de su ciudad, se le acercara un periodista y le preguntara: «¿Cuál cree usted que ha sido, por sí solo, el evento más grandioso que ha ocurrido, desde el comienzo del mundo?»? ¿Qué le contestaría? ¿Qué acontecimiento ha sido tan trascendental que ha descollado sobre todos los demás eventos de la historia humana? Mi respuesta tendría que ver con la venida del Señor Jesús al mundo para ser nuestro Salvador.

El acontecimiento de mayor trascendencia de la historia de la humanidad, tiene que ser la vida de Jesús el Hijo de Dios. Pablo escribió que aun cuando Jesús existió en forma de Dios, Él no estimó el ser igual a Dios como cosa a que aferrarse, teniéndole sin cuidado las consecuencias. Se «despojó a sí mismo, tomando forma de siervo, hecho semejante a los hombres» (Filipenses 2.7). Según Juan lo expresa: «[…] aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros (y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad» (Juan 1.14).

Podríamos decir que Cristo fue tan humano como si se hubiera despojado de toda divinidad, y tan divino como si se
hubiera despojado de toda humanidad. Jesús se identificó tan plenamente con el género humano, cuando se hizo
hombre, que vino al mundo del mismo modo que todos los seres humanos lo hacen (Lucas 2.6), creció como todos los seres humanos crecen (Lucas 2.40), estuvo sujeto a todos los sufrimientos que los seres humanos tienen (Hebreos 5.8–9) y vivió en un cuerpo que podía ser afectado por la enfermedad, el deterioro y la muerte —un cuerpo, al que, incluso, los seres humanos le pudieron dar muerte en una cruz (Filipenses 2.8–9). Fue completamente hombre, siendo, de este modo, el Hijo del Hombre; sin embargo fue completamente divino, siendo, de este modo, el Hijo de Dios (Hebreos 2.14, 17– 18). Él fue la perfecta unión de lo humano con lo divino, en una sola personalidad. Llegó a ser hombre sin sacrificar Su deidad; siguió siendo divino, aun cuando llegó a ser como nosotros.

La naturaleza de la venida de Jesús a la Tierra plantea ciertas preguntas de vital importancia: ¿Por qué vino Jesús en la forma como lo hizo? ¿Cuál fue el propósito que tuvo al formar parte del género humano, al vivir entre nosotros y al morir en una cruz? ¿Por qué se rebajó Jesús, al punto de llegar a ser totalmente hombre? Las respuestas a estas preguntas se pueden resumir en una sola oración: «Él vino a llamar a salir de entre todos los pueblos —mediante Su ministerio, muerte y resurrección— a un pueblo para Su nombre, al cual llamaría Su iglesia» (Marcos 10.45; Lucas 19.10). En otras palabras, el resultado de Su visita a esta tierra es la iglesia. Jesús no escribió un libro, ni fundó una universidad, ni formó una familia física. La única realidad tangible que Su ministerio terrenal produjo, fue la iglesia. El único cuerpo que Jesús dijo que edificaría, fue un cuerpo espiritual, al cual llamó «la iglesia» (Mateo 16.18). El único fundamento que Jesús puso durante Su ministerio, fue el fundamento sobre el cual se edificaría la iglesia. De allí que se pueda decir que la iglesia es la única creación de la venida de Cristo a la tierra.

LO AFIRMAN LOS EVANGELIOS

Los evangelios afirman sólidamente esta verdad. Cada uno de los evangelios apunta y señala un camino
que lleva a la iglesia, el reino de los cielos, el cual Jesús establecería el primer día de Pentecostés posterior a Su
muerte y resurrección. Cuando uno estudia la vida de Cristo en los evangelios, se queda admirado de tres aspectos que surgen de Su ministerio:

1) La misión que se propuso cumplir     2) la naturaleza preparatoria de Su obra    3) La forma como Su obra debía continuar.
En primer lugar, los evangelios señalan que Jesús no se propuso evangelizar el mundo durante Su ministerio personal. Después de escoger a Sus apóstoles, no les dio a éstos una comisión especial de evangelizar todo el mundo, mediante su predicación; más bien, les aplacó su celo diciéndoles: «Por camino de gentiles no vayáis, y en ciudad de samaritanos no entréis, sino id antes a las ovejas perdidas de la casa de Israel» (Mateo 10.5b–6).
Nos sorprende que, durante Su ministerio, Jesús se circunscribiera a Palestina. Jamás salió a los países vecinos del mundo romano. Cumplió Su misión, mediante la predicación y enseñanza de Su mensaje en una región bastante reducida del mundo. Si Jesús se hubiera propuesto evangelizar al mundo durante Su ministerio personal, Él se habría desenvuelto de un modo totalmente diferente, empleando distintos métodos y estrategias de amplia cobertura.

En segundo lugar, los evangelios señalan que la vida, obra y muerte de Jesús, fueron de carácter preparatorio para algo que vendría después. Jesús predicó: «Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado» (Mateo 4.17b). En el Sermón del monte, les enseñó a Sus discípulos a orar así: «Venga tu reino» (Mateo 6.10a). Jesús se preocupó por que las multitudes no fueran impresionadas por Sus milagros y que, como reacción a éstos, se manifestaran
por la causa de hacerlo rey terrenal de ellos. No permitió que las multitudes le definieran Sus planes o Su agenda.
Cuando hacía un milagro, a veces le pedía al beneficiado que no lo dijera «a nadie» (Mateo 8.4).1 Escogió a doce apóstoles y los preparó personalmente; pero es obvio que los preparó para la obra que harían después de Su partida (Juan 14.19).

Continúa en el próximo artículo…

Universidad Cristiana Logos – Tu pasión, nuestra misión!
Visítanos >>>> http://universidadcristianalogos.com/

 591 total views,  5 views today

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like
Continuar leyendo

Familia agradables a Dios | Parte 1

Inspirado en el Libro El matrimonio que agrada a Dios de Joselo Mercado Las próximas entregas buscaremos rescatar…  58 total views,  4 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

¿Sabes que es el Abuso Espiritual? | Parte 2

¿Sabes que es el Abuso Espiritual? | Parte 1 La iglesia funciona alrededor de las relaciones íntimas formadas…  838 total views,  3 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

El hombre natural no comprende. Libro Transferencia de Espíritu, Cap II

El Hombre natural no lo comprende La idea principal del autor en este capítulo es: “Es muy evidente…  910 total views,  4 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

La Naturaleza del Pastor Consejero

El Ministerio del Pastor Consejero por James D. Hamilton El ministro contemporáneo tiene muchas oportunidades para involucrarse en…  334 total views,  3 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

¿QUIÉN ES JESÚS? | Parte 1

Una Súplica Para Un Retorno a la Creencia en Jesús, El Mesías Por: Anthony F. Buzzard, MA (Oxon),…  538 total views,  3 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

Fundamentos teológicos de la predicación

Fundamentos teológicos de la predicación   Notas del libro: La predicación. Puente entre dos mundos de John Stott.…  1,093 total views,  4 views today
Continuar leyendo