La Crucifixión

LA CRUCIFIXIÓN

¿Cuánto sabemos –o creemos saber- sobre la crucifixión

 

En estas fechas de semana santa, en lugar de enfrascarnos en el interminable debate sobre la fecha exacta de la crucifixión, consideremos la oportunidad para encontrar un punto en común para todos; ya que indiscutiblemente sucedió -existen los registros romanos-, y también fue un hecho histórico su polémica resurrección, pues su tumba estuvo fuertemente custodiada por el ejército de roma y líderes judíos, procurando evitar que se convirtiera en un símbolo para sus seguidores.

 

Pero más allá de un asunto de orden político, o teocrático, la crucifixión de Jesús viene a plantear una gran interrogante:

 

¿A quién le resulta lógico que un ser de naturaleza divina, inmortal e infinitamente puro… Se someta voluntariamente al ESCARNIO de los seres humanos, que son su creación, mortales por elección, y pecadores por rebelión?

 

Respondiendo esa pregunta llevamos más de dos mil años, dándonos cabezazos unos con otros…

 

Porque el problema de fondo no es si resucitó o no de la tumba… o si en realidad fuimos víctimas de un engaño bien planificado…

 

Lo que nos resulta “intragable”, hasta que lo comprendemos por Fe, es el asunto de la DEIDAD de Jesús.

 

Podemos aceptar a Jesús como un Hijo de Dios; verlo como el mayor de sus ángeles, incluso como el heredero de toda su creación. Pero que sea uno con Él, y lo hayamos molido a palos, descuartizado la piel, y escupido el rostro… Eso significaría que la crucifixión no se la hicimos a un profeta, ni a un hombre bueno… Se la hicimos al mismísimo Omnipotente, Omnipresente y Omnisciente Dios que nos creó. Y eso resulta para la mayoría, lo más difícil de digerir.

 

Y si añadimos que al final lo desnudamos y clavamos a un madero, para que muriera asfixiado en su propia sangre, mientras le gritábamos que usara su poder divino para salvarse… De esa manera es comprensible que la gente aún no pueda entender la razón de su sacrificio.

 

El poeta Antonio Machado, movido por ese gran dilema llegó a escribir:

 

¿Quién me presta una escalera

para subir al madero

para quitarle los clavos

a Jesús el Nazareno?

 

Y es comprensible el rechazo que muchas grandes mentes han tenido sobre la idea de un Jesús derrotado, porque es muy difícil asociar el sacrificio y la muerte de Cristo con la idea de la Victoria

 

Otros, como el desafiante Cesar Vallejo, ponen en duda la naturaleza divina de Cristo, describiendo a un Dios distante de nosotros, que no pudo haberse mezclado con la naturaleza humana:

 

“Dios mío, si tú hubieras sido hombre,

hoy supieras ser Dios;

Pero tú, que estuviste siempre bien, 

no sientes nada de tu creación.

Y el hombre si te sufre: ¡El Dios es él!”

 

Ambos poetas llegaron al dintel del misterio y naturaleza de la crucifixión, y no pudieron pasar por falta de una llave que abriera la puerta… 

 

Esa llave se encuentra en el libro de Juan, capítulo 3, versículo 16: 

 

“Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna”. 

 

Y a pesar de que se han escrito innumerables explicaciones lógicas, abstractas y poéticas para el AMOR,  nadie sabe dónde nace y hasta dónde llega. 

 

Porque el amor no tiene origen humano, y aunque podemos sentirlo, desarrollarlo e incluso matarlo… No es creación nuestra, ni es parte natural de nuestra biología. El amor viene de Dios y hacia Él nos conduce.

 

Nuestro Creador encarnó a través de su Hijo el sufrimiento de la condición humana, asumió nuestra culpa, y siendo infinitamente Justo, pagó lo que por ley nos correspondía a nosotros:

 

Si la paga del pecado es MUERTE, Él mismo se sometió a la muerte para darnos VIDA.

 

En honor a la verdad, es muy poco lo que pueden hacer las palabras humanas para describir el significado exacto de la crucifixión. Sin duda se trata de un regalo, y por más que intentemos una definición lógica, teológica o argumentativa, no entenderemos su amplitud o su profundidad, hasta el día en que nos encontremos personalmente con nuestro Hacedor…

 

En todo caso, no encuentro una mejor forma para describir lo que la crucifixión ha significado en mi vida, que a través de una poesía:

 

La Crucifixión

 

¿Por qué, mi Dios, lo que me diste?

¿Hay dignidad en la forma que me honraste?

¿Es por justicia que me defendiste?

 

¡No Señor! Sería un desastre

La peor de las locuras y qué triste

sería creer que yo pude alcanzarte… 

 

¿Qué cosa tengo, Jehová, qué me viste?

¿Por qué tanto Perdón de tu parte

Si a mi destino mortal te sometiste?

 

¡Ay! mi Amado ¡Ay! ¿Qué cosa puedo darte?

Si en la cruz con vida eterna me cubriste

¡Usaré la vida eterna para amarte!

 

Marco Tulio Gentile

Presidente de la Fundación:

NOTICRISTO

Marco Gentile

 

 4 total views,  4 views today

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like
Continuar leyendo

Aconsejar en momentos de crisis

Basado en el libro de Norman Wright   La crisis se manifiesta cuando un problema es abrumador, o…  1,366 total views,  2 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

“Nociones Básicas de la Capellanía”

Ensayo realizado por Luisa Raquel Toro Montaña. Aunque la capellanía es un llamamiento ministerial muy antiguo, sin embargo,…  873 total views,  1 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

Dolor y sufrimiento

Ante el dolor y el sufrimiento   Muchas veces la vida nos sorprende con situaciones que nos intentan…  520 total views,  2 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

La humildad

LA ENSEÑANZA DE JESUS ACERCA DE LA HUMILDAD Bienaventurados los pobres en espíritu porque de ellos es el…  794 total views,  1 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo

Adoración Profética

Resumen Adoración Profética Realizado por Jorge Luis Aleluya, estudiante de la Universidad Cristiana Logos. En Israel la música…  1,107 total views,  3 views today
Continuar leyendo
Continuar leyendo 3

El Evangelismo para el hombre y por el hombre

El evangelismo es una actividad humanizada, el hombre es el objetivo último del esfuerzo de predicar el Evangelio…  1,133 total views,  4 views today
Continuar leyendo